10 errores explícitos que a menudo hacemos cuando compramos en un supermercado

Hacer las compras en el supermercado al parecer es toda una ciencia, debemos saber qué estamos haciendo exactamente para tener éxito a la hora de llevar los productos que necesitamos a nuestro hogar. Sorprendentemente, no todos saben hacer compras y por lo general muchas personas cometen los mismos errores una y otra vez sin darse cuenta de ello. Por suerte, hoy traemos para ti los 10 errores explícitos que a menudo hacemos cuando compramos en un Supermercado. ¡Empecemos! 

10. No tener un orden de prioridades al momento de llenar el carrito 

Por lo general, a la mayoría de nosotros nos resulta difícil saber cuándo parar al momento de comprar productos en el supermercado, sencillamente metemos cajas y bolsas sin percatarnos el valor que tienen cada una de esas cosas para nuestra salud. En ocasiones, actuamos como niños y llenamos el carrito de lo primero que vemos y lo que nos gusta más, sin pensar en lo saludable en primera instancia. 

Un consejo práctico sería empezar por la sección de verduras y frutas, ya que comprando estas cosas de primer lugar, ocuparán los primeros espacios en el carrito de compras y te quedarán pocos espacios para los productos que no son tan saludables para ti. Se trata de usar una estrategia inteligente para mejorar nuestra salud y vivir con un mayor orden en nuestra alimentación. 

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

9. Ignoras el precio de todos los productos que compras regularmente 

Un buen método es memorizar los precios de los productos que compras todos los meses, puedes anotar dichos precios en una libreta y así cuando vayas a comprarlos la próxima vez, puedas percatarte si mantienen el costo o si han aumentado desmedidamente. 

Este truco también te ayuda a precisar los descuentos del supermercado. Al ver los productos a un precio menor del que pagaste la última vez, te darás cuenta de que se trata de un descuento y podrás ahorrar algo de dinero. 

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

8. No tienes un plan detallado de todas las comidas que harás con los productos que compras 

Ser organizado te podrá ahorrar muchos dolores de cabeza y una cantidad considerable de dinero para tus bolsillos. Planificar todas las comidas que harás toda la semana te ayudará a la hora de comprar los productos, debido a que comprarás las cosas que realmente necesitas y no llenaras el carrito de cosas inútiles. Este método de organizarte no te permitirá hacer gastos innecesarios y te ayudará a mantener el orden en tu cocina.  

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

7. No tomas en cuenta el peso del producto 

Vamos a suponer que en el estante de los lácteos hay dos paquetes de leche completa, y ambos paquetes son de un tamaño similar. Sin embargo, uno contiene más leche que el otro y por lo tanto es un poco más costoso. No te dejes llevar por el precio del más económico y compra el que vale un poco más, por lo general, los productos que tienen más contenido a la larga te hacen ahorrar una mayor cantidad de dinero.  

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

6. Ignoras las marcas originales de la tienda 

En muchos supermercados podrás encontrar una variedad de productos bajo su propia etiqueta. Estos productos alimenticios cuestan menos que los que compras todo el tiempo, que por lo general son los productos de marcas reconocidas. 

Además de valer menos, su calidad es la misma que los productos costosos, ya que las mismas empresas que los fabrican también le prestan sus servicios a las marcas más conocidas. La única diferencia que veras estará en el empaquetado, que en su mayoría son menos coloridos que los otros. 

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

5. No te arriesgas a comprar nuevos productos 

La mayoría de nosotros seguimos comprando productos pertenecientes a una sola marca por el simple hecho de tener miedo de probar algo diferente, esta no es una muy buena idea que digamos, ya que existen fabricantes de marcas nuevas y poco conocidas que suelen vender sus productos a precios muy por debajo de la media, y para mantenerse en el mercado, ellos mantienen la misma calidad que la de las marcas conocidas.  

No tengas miedo de experimentar con nuevos productos, además de ahorrarte algo de dinero para otros gastos importantes, también podrás descubrir nuevos alimentos más saludables y sabrosos para ti. Toma un día de compras y llévate a tu casa cosas nuevas, no te arrepentirás. 

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

4. No prestas atención a los descuentos en la tienda   

Hay aplicaciones para los teléfonos inteligentes que te permiten detectar los descuentos en los supermercados que están cerca de tu casa, también puedes averiguar entrando en las páginas oficiales de estas tiendas o indagando en sus redes sociales para averiguar todas las ofertas que puedan tener. Todo esto te ayudará a comprar más y a gastar menos.  

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

3. Piensas que todo lo barato es de mala calidad

Esto es un error muy común entre los compradores que en su mayoría piensan que si algo es muy barato necesariamente es de baja calidad. Sin embargo, esto no siempre es cierto, ya que existe una gran variedad de cereales, azúcar, sal, especias y otros productos parecidos que se pueden comprar a precios muy bajos y no pierden la calidad. 

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

2. Eliges los productos que están en la primera fila del estante 

Para nadie es un secreto que los empleados usan las primeras filas de los estantes para colocar los productos que están prontos a vencerse. Sin embargo, parece que a muchas personas se les olvida eso y agarran lo primero que tienen en frente. Asegúrate de elegir un producto fresco que te dure el tiempo necesario en tu cocina.  

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

1. Caes en todas las tácticas de Marketing 

Debemos saber que muchas veces las marcas de productos exageran un poco para llamar tu atención y hacerte comprar lo que ellos venden. Por lo general, ellos usan términos llamativos y en ocasiones manipulan un poco la verdad para hacerte caer en sus trampas. En esos casos debes tener una mentalidad objetiva y comprar sólo lo necesario. 

Créditos de imagen: Pixabay

Créditos de imagen: Pixabay

Como pudimos ver, debemos tener un conocimiento completo a la hora de llenar un carrito de compras, no todo lo que hacemos está bien hecho y no todos los productos que llevamos a nuestras casas son de la mejor calidad. Esperamos que hayas aprendido algunos trucos importantes y que los pongas en práctica la próxima vez que hagas las compras. Si te ha gustado este artículo, ¡no te olvides de compartirlo con tus amistades y seres queridos! ¡Hasta la próxima!  

Related posts
Apr 08, 2019
10 Actors Who Rejected 'Game of Thrones' Roles
Apr 04, 2019
10+ Times Things Developed Too Weird To Get Comprehended
Mar 30, 2019
Top 10 Ridiculously Expensive Houses Of NBA Players
Apr 03, 2019
10+ Easy-To-Make Camping Ideas To Make The Perfect Experience Come True